María Isabel Urrutia, primera medalla de oro olímpica de Colombia y máxima candidata a la cartera del Ministerio del Deporte en el próximo gobierno de Gustavo Petro, visitó este sábado a Barranquilla para finalizar el proceso de empalme.

Sonriente como siempre, llegó a la ciudad para tomar los apuntes finales a su informe de empalme entre el gobierno saliente y los futuros funcionarios, siendo Barranquilla un punto importante de la agenda al tener la sede de los Juegos Panamericanos.

«Venimos a Barranquilla con el empalme. De todas maneras la ciudad tiene una sede asignada para los Juegos Panamericanos del 2027, entonces tenemos un reunión con la comunidad y la gente interesada del deporte para mañana entregar el informe del empalme», explicó.

Eso sí, evitó confirmar su designación. 

Uno de los temas complejos es el fútbol femenino profesional. En este momento, no habrá a pesar de la celebración de la Copa América Femenina. 

Urrutia fue punzante que esto cambiará.

«Estamos en el Gobierno de la equidad de género, que fue lo que Gustavo Petro prometió. La Liga Femenina tiene que darse, es una lucha que venimos dando hace tiempo. Una paridad frente a los salarios, el tiempo que se les contrata a ellas debe ser igual que el que se le da a los hombres, por norma internacional, el Comité Olímpico Internacional le ha encomendado a todas las federaciones del mundo. ¿Por qué nosotros no lo podemos hacer? Debe haber una liga femenina todo el año y que los premios que tienen los hombres también deben tenerlos las mujeres», explicó.