El Instituto de Hidrología Meteorología y Estudio Ambientales, Ideam, declaró la aleta naranja en el sur del departamento del Atlántico, ante el aumento de los niveles del canal del Dique en su margen derecha, que ya alcanza los 7.3 metros, de acuerdo con los registros de las últimas horas.

Lo anterior, se da luego de las acciones de mitigación por filtraciones reportadas entre los municipios de Repelón y Manatí, lo que desde ya, mantiene en atentos a los alcaldes locales para evitar posibles emergencias como la inundación del año 2010.

Funcionarios de la Gobernación visitaron la zona para verificar el avance de las labores que se adelantan con sacos de arena, para controlar parcialmente las filtraciones de agua.

Candelaria Hernández, subsecretaria de Gestión del Riesgo departamental, explicó que también hay un acompañamiento a los habitantes del corregimiento de Bohórquez, en Campo de la Cruz, ante las afectaciones que reportan los productores y añadió que están en permanente contacto con las Alcaldías para tomar las acciones necesarias según se la emergencia.