El alcalde Wilman Vargas, estuvo junto a los organismos de socorro y secretarios de despacho en los sectores afectados por la fuerte lluvia que en las últimas horas dejó decenas de familias con afectaciones en sus viviendas en Puerto Colombia.

“Desde tempranas horas estuvimos realizando trabajos de limpieza en los diferentes lugares donde se produjeron las emergencias ante el desbordamiento de arroyos en Puerto Colombia. Unas 50 familias damnificadas serán reubicadas”, expresó el mandatario.

“Nuestras familias vivieron momentos complicados ante la fuerte lluvia, perdiendo sus muebles, enseres, afectaciones en sus viviendas, entre otros objetos. Más de 15 barrios presentaron emergencias que en su mayoría fueron atendidas por los bomberos y comunidad”, señaló el mandatario.

Entre las emergencias registradas se encuentra el desbordamiento de dos afluentes, ya que el arroyo San Carlos, desemboca en el arroyo Grande el cual tiene un mayor caudal y esto ocasiona el desbordamiento causando las inundaciones en diferentes sectores.

Ante esta situación se gestiona con el gobierno nacional la aprobación de un proyecto cuyo valor supera los 6 mil millones de pesos.

Los sectores afectados son Altos de Cupino, Vistamar, San Carlos, Silencio, Pradomar, Salgar, La Risota, Rosita, entre otros barrios.

Cabe señalar que en el sector de Pradomar el desbordamiento de un arroyo causó la inundación en el Hotel Pradomar.
De igual forma en el cerro Cupino se produjeron deslizamientos de tierra.

“Estamos gestionando ante el gobierno departamental y nacional el apoyo pertinente para las familias que se encuentran afectadas. El equipo de la Administración Municipal, continúa trabajando para velar por el bienestar de nuestra gente”, precisó el alcalde.